Randal, Roque
Costa Rica
Lecturas: 403


DEJAR LA PIEL

Dejar la piel en tendederos,
dejarla en las calles oscuras y moteles iluminados,
dejarla en las manos desconocidas,
dejarla en las cerraduras y en los balcones,
dejarla con sobriedad, con ebriedad con desmesura,
dejarla con cualquiera y cuando quiera,
como si esa fuera la única manera de resistirse a morir,
como si fuera la revolución más necesaria,
dejarla porque puede ser la última vez que se desnuden,
dejarla en un arrebato y no mirar atrás;
buscar una nueva locura y dejarla nuevamente,
hasta que se nos acabe en la combustión de los huesos;
dejar la piel que no sirve de nada sin historia,
dejarla bien, aunque nos muramos de por vida;
dejarla.

Randal, Roque

Subir