Pablo Neruda ¡Un grande de la poesía en lengua castellana!

Fuente: barinas.nex

Querida familia de Barinas, recibe un cordial saludo y que tengas feliz semana, el inicio de semana nos sorprende con la noticia de la exhumación en Chile de los restos mortales del poeta Pablo Neruda, razón por la que te ofrecemos una semblanza del poeta que conmovió al mundo, uno de los grandes escritores en lengua castellana, hito de la poesía hispanoamericana del modernismo.

 

Quien a lo largo de su vida no ha escuchado algún verso romántico y melancólico, todos de alguna manera hemos estado expuestos a la poesía, generalmente no sabemos la fuente de esos versos, pero es muy probable que sean del gran Pablo Neruda, autor de uno de los grandes clásicos de la literatura universal, Veinte poemas de amor y una canción desesperada.

Ricardo Eliécer Neftalí Reyes Basoalto, mundialmente conocido como Pablo Neruda, nació en Parral, Chile, el 12 de julio de 1904, y murió en Santiago de Chile, el 23 de septiembre de 1973, ganador del Premio Nobel de Literatura en 1971, es considerado entre los mejores y más influyentes artistas de su siglo, “el más grande poeta del siglo XX en cualquier idioma”, según el escritor colombiano, también ganador del Premio Nobel de Literatura, Gabriel García Márquez.

Hijo de José del Carmen Reyes Morales, obrero ferroviario, y Rosa Neftalí Basoalto Opazo. En 1906, la familia se trasladó a Temuco. El impresionante entorno natural de Temuco, sus bosques, lagos, ríos y montañas, marcarían para siempre el mundo poético de Neruda. En 1917 publicó su primer artículo en el diario La Mañana de Temuco, con el título de “Entusiasmo y perseverancia”. En esta ciudad escribió gran parte de los trabajos, que pasarían a integrar su primer libro de poemas Crepusculario. En 1919 obtuvo el tercer lugar en los Juegos Florales del Maule con su poema “Comunión ideal” o “Nocturno ideal”. En 1920 comenzó a contribuir con la revista literaria Selva Austral. En ese mismo período conoció a su colega y paisana Gabriela Mistral, también Premio Nobel de Literatura, Hacia 1921 y con diecisiete años de edad, comenzó a firmar definitivamente sus trabajos con el seudónimo de “Pablo Neruda”, esencialmente con el propósito de evitar el malestar del padre por tener un hijo poeta.

En 1921 se radicó en Santiago y estudió pedagogía en idioma francés en el Instituto Pedagógico de la Universidad de Chile, donde obtuvo el primer premio de los Juegos Florales de la Primavera con el poema “La canción de fiesta”, publicado posteriormente en la revista Juventud. En 1923 publicó Crepusculario, que es reconocido por escritores como Hernán Díaz Arrieta, Raúl Silva Castro y Pedro Prado. En 1924 publicó su famoso Veinte poemas de amor y una canción desesperada, en el que todavía se nota una influencia del modernismo.

En 1927 comenzó su larga carrera diplomática siendo cónsul en Rangún, Birmania, desde donde se desarrolla un notable epistolario con el escritor argentino Héctor Eandi. Será luego cónsul en Sri Lanka, Java, Singapur, Buenos Aires, Barcelona y Madrid. En sus múltiples viajes conoció en Buenos Aires a Federico García Lorca y en Barcelona a Rafael Alberti. Pregonó su concepción poética de entonces, la que llamó “poesía impura”, y experimentó el poderoso y liberador influjo del surrealismo. El 6 de diciembre de 1930 se casó con María Antonia Hagenaar “Maruca”. Neruda se separó de Hagenaar en 1936, posteriormente se casó con la cantante y escritora chilena Matilde Urrutia (1912-1985), “La Chascona”, como él le llamaba, y quien lo acompañó hasta el día de su muerte. Pablo Neruda desarrolló lazos amistosos profundos con grandes maestros de la literatura mundial, entre los que destacan Miguel Otero Silva, Diego Rivera, Frida Kahlo, Federico García Lorca, Gabriela Mistral, César Vallejo, Octavio Paz, Arturo Uslar Pietri, entre otros.

 

Principales obras

-Crepusculario, 1923

-Veinte poemas de amor y una canción desesperada, 1924

-El habitante y su esperanza, 1926

-Residencia en la tierra, 1935

-Canto general, 1950

-Los versos del capitán, 1952

-Confieso que he vivido, 1974
Pablo Neruda, el modernismo y Veinte poemas de amor y una canción desesperada

Pablo Neruda rápidamente se vio envuelto en la revolución lingüística y estética del modernismo hispanoamericano, inaugurado por el escritor nicaragüense Rubén Darío. Así la influencia modernista se apoderó de su obra con un lenguaje renovador y expresivo, a la vez, nostálgico y romántico, cuya máxima expresión se vio reflejada en el famoso Veinte poemas de amor y una canción desesperada, el poemario publicado en 1924, se convirtió en uno de los grandes libros escritos en lengua castellana, hoy día traducido a todos los idiomas y es el cuarto libro más leído en Occidente de la historia, después de la Biblia, Don Quijote de la Mancha y Cien años de soledad.

 

Temas y motivos

•El amor: El amor es el asunto único tratado en el libro de Neruda, pero es un sentimiento que no se presenta con una sola cara. Vemos aparecer el amor de dos formas: de una manera física y sexual, que aparece situado en un tiempo pasado, y un sentimiento impreciso teñido de melancolía.
•El amante: La figura del amante aparece como narrador en primera persona. Es representada frecuentemente como un ser movido por un ansia y un deseo desasosegante, imposible de satisfacer.
•La amada: La amada suele ser el receptor lejano de los poemas, y a lo largo del libro va configurándose de diferentes maneras.
•La tristeza: El sentimiento más determinante, igual que el del amor, es la tristeza. La tristeza de los protagonistas o de los ambientes en que se sitúan es preponderante en todo el libro, y se convierte en pura melancolía cuando se trata de rememorar el amor perdido.
•La naturaleza: Neruda evoca sentimientos usando como símbolos el mar y la costa, el viento, los bosques, árboles y hojas, y el firmamento crepuscular o nocturno sobre el paisaje.
•La voz, el canto y la poesía: El sonido en forma de voz y canto se hace patente al caracterizar a la amada por su ausencia o por la presencia de una voz que se adjetiva sutilmente.
•El cuerpo humano: El poeta hace énfasis en las emociones despertadas por los ojos y los labios, sobre todo cuando está hablando de la amada.
 

Disfruta del poema “Puedo escribir los versos más tristes esta noche”, de los más populares de Veinte poemas de amor y una canción desesperada:

 

Puedo escribir los versos más tristes esta noche…

Escribir, por ejemplo: “La noche está estrellada,

y tiritan, azules, los astros, a lo lejos”...

El viento de la noche gira en el cielo y canta…

Puedo escribir los versos más tristes esta noche.

Yo la quise, y a veces ella también me quiso…

En las noches como ésta la tuve entre mis brazos.

¡La besé tantas veces bajo el cielo infinito!

Ella me quiso, a veces yo también la quería.

¡Cómo no haber amado sus grandes ojos fijos!

Puedo escribir los versos más tristes esta noche.

Pensar que no la tengo. Sentir que la he perdido,

Oír la noche inmensa, más inmensa sin ella.

Y el verso cae al alma como al pasto el rocío.

Qué importa que mi amor no pudiera guardarla.

La noche está estrellada y ella no está conmigo.

Eso es todo. A lo lejos alguien canta. A lo lejos.

Mi alma no se contenta con haberla perdido.

Como para acercarla mi mirada la busca.

Mi corazón la busca, y ella no está conmigo.

La misma noche que hace blanquear los mismos árboles.

Nosotros, los de entonces, ya no somos los mismos.

Ya no la quiero, es cierto, ¡pero cuánto la quise!

Mi voz buscaba el viento para tocar su oído.

De otro. Será de otro. Como antes de mis besos.

Su voz, su cuerpo claro. Sus ojos infinitos.

Ya no la quiero, es cierto, pero tal vez la quiero.

Es tan corto el amor y es tan largo el olvido.

Porque en noches como ésta, la tuve entre mis brazos,

mi alma no se contenta con haberla perdido…

Aunque éste sea el último dolor que ella me causa,

y éstos sean los últimos versos que yo le escribo.

 


En esta foto personal puedes apreciar la residencia de Neruda en Santiago, "La Chascona", allí se exhibe el Premio Nobel de Literatura que ganó en 1971 (Santiago de Chile, 2005)
 

No puede realizarse una comprensión de la poesía americana sin la influencia capital de Pablo Neruda, su poesía magnífica es testimonio de una generación intelectual que escribió páginas doradas en la historia de la cultura americana, por eso hoy que de nuevo Neruda ocupa las primeras planas de los periódicos del mundo, debido al anuncio de la exhumación de sus restos mortales, recordamos al gran poeta de Hispanoamérica. ¡Saludos!