El Iluminado - La raíz invertida / Revista Latinoamericana de poesía

Fuente: https://www.laraizinvertida.com/detalle-2958-el-iluminado Ahmed Hasim (1885-1933), también conocido como El Iluminado, nació en Bagdad. Su talento poético se reveló a una edad temprana. Recibió la influencia de los parnasianos (escuela poética francesa del siglo XIX) y de los simbolistas menores. Aunque la poesía de Ahmed Hasim se destaque por sus figuras, ritmo y genialidad, es prácticamente un desconocido fuera de su nación, siendo así el último de los maestros turcos en el verso métrico. PROLOGUE Cette coupe rosée (tu pourrais t’y méprendre) N’est rose ni tulipe mais est pleine de feu, N’y porte pas la main... Le poète, jadis, y trempa ses lèvres, Et c’est là l’élixir qui rendit Mecnun, A sa renommée pareil... Qui s’en est abreuvé lentement se consume, Et c’est depuis lors que chaque goutte d’amour Est pleine de soupirs. Cette coupe rosée, cette coupe de feu, N’y porte pas la main. PRÓLOGO Este cáliz rosado (podrías malinterpretarlo) no es rosa ni tulipán, pero está lleno de fuego, no le pongas la mano encima... El poeta una vez mojó sus labios en él, este es el elixir que hizo Mecnun1, Para su propia fama... Quien lo bebe lentamente se consume, desde entonces cada gota de amor está llena de suspiros. Esta copa de rocío, esta copa de fuego, no le pongas la mano encima. 1.Personaje de ficción, quien se caracteriza por estar locamente enamorado de Leyla en el cuento turco Leyla & Mecnun, una historia de amor no correspondido. CIGOGNES A LA LUNE Envoûtées de lune au bord de l’étang, Les cigognes rangées se tiennent méditant. Le ciel est pareil à un lac ce soir, Hanté par ces lucioles, les étoiles. Qui donc chassera sur l’onde azurée Ces frêles créatures aux ailes de lumière? Les cigognes immobiles, envoûtées de lune, Contemplent ces mystères et semblent méditer. CIGÜEÑAS EN LA LUNA Iluminadas por la luna en la orilla del estanque, las cigüeñas se quedan meditando. El cielo es como un lago esta noche, atormentado por esas luciérnagas, las estrellas. ¿Quién cazará en la ola azulada esas pequeñas criaturas con alas de luz? Las cigüeñas inmóviles, hechizadas por la luna, contemplan estos misterios y parecen meditar. LES MARCHES Et très lentement tu graviras ces marches, En traînant à tes pieds des feuilles de soleil, Puis, le visage en pleurs, contempleras les cieux. Sur l’onde et ton visage il neige des pâleurs, Vois l’horizon s’enflamme et c’est la fin du jour, Des roses de sang s’inclinent épuisées, Des rossignols de feu veillent sur les rameaux. L’onde est-elle de feu? Est-ce marbre ou bronze? Le langage muet des choses nous pénètre, Vois l’horizon s’enflamme et c’est la fin du jour. LOS ESCALONES Lentamente subirás estos escalones, arrastrando a tus pies las hojas del sol; luego, con el rostro en lágrimas, contemplarás los cielos. Sobre el viento y tu cara, nieva pálidamente, mira cómo se enciende el horizonte y es el fin del día, las rosas de sangre se inclinan agotadas, los ruiseñores del fuego vigilan las ramas. ¿Es el viento fuego? ¿Es mármol o bronce? El lenguaje silencioso de las cosas nos penetra, Verás como el horizonte se ilumina y el día termina. LAURA MORA.