Casi cien años de poesía - Brasil

Fuente: http://www.lavanguardia.com/obituarios/20141124/54420196183/manoel-barros-cien-anos-poesia.html

Manoel de Barros era uno de los poetas brasileños vivos más destacados, hasta su fallecimiento el 13 de noviembre en la ciudad de Campo Grande, en el estado de Mato Grosso del Sur. Dentro de un mes hubiera cumplido 98 años.

Aunque por su edad formó parte de la modernista Generación del 45 brasileña, su propuesta poética era adelantada a su tiempo y los críticos lo ubican ya en un posmodernismo que no pierde el contacto con la naturaleza. "Se trata de una poesía incrustada en la tierra y en la naturaleza, siempre reiterando la inutilidad inmanente de las cosas en estado de poesía, pero que no por ello deja de ser refinada en el límite de la economía y de la precisión", se leía en Folha de São Paulo con motivo de su fallecimiento.

Próximo a las vanguardias europeas de principios del siglo XX, De Barros también se asocia en parte al surrealismo como adherente del llamado manifiesto poético Pau-Brasil, contemporáneo del Manifiesto Surrealista de Breton y creado por el escritor brasileño Oswald de Andrade (1890-1954), que después impulsaría también el Manifiesto Antroprofágico. No obstante, De Barros quizás encaje más en el primitivismo, la antropofagia o incluso el tropicalismo, y por ello él mismo definió su trabajo como "vanguardia primitiva".

Nacido en Cuiabá (Mato Grosso del Sur) como Manoel Wenceslau Leite de Barros, con 19 años ingresó en la Juventud Comunista, aunque años después se desencantaría con el papel del histórico líder del Partido Comunista Brasileño (PCB), Luis Carlos Prestes.

Inventor de neologismos, De Barros ganó dos veces el premio Jabuti, el galardón más importante de la literatura brasileña: en 1969 en la categoría de poesía por O guardador de águas y en el 2002 en la categoría de ficción por O fazedor de amanhecer. Entre otros premios, también obtuvo en el 2000 el de la Academia Brasileña de las Letras, por su obra Exercicio de ser criança.

Aunque ha sido poco traducido, hay obra suya en catalán, castellano, francés o alemán. En España se hizo conocido por una antología dedicada por la Diputación de Málaga y traducida al castellano por Jorge Larrosa, titulada Todo lo que no invento es falso. Mientras que en Catalunya el poeta Albert Roig impulsó en el 2005 una antología en catalán bajo el título de Riba del dessemblat, editada por Lleonard Muntaner.

Posteriormente, el músico y compositor Carles Santos creó con la ayuda de Roig la cantata para coro infantil, solista, piano y percusión Flor d'escarabat, basada en los poemas de Manoel de Barros.

ROBERT MUR